¿Sabías que he publicado un libro? Se llama "Nadie debería trabajar jamás"

Abolish death penalty #iranelection protest in San Francisco

El consumo de alcohol en Irán está totalmente prohibido en todo el país. No respetar dicha prohibición puede tener severas consecuencias en aquel que vulnere la norma. Y es que el consumo de alcohol está recogido como pena en el código penal de Irán. Así, en el capítulo 6 sobre penas por consumo de bebidas alcohólicas, se establece en su sección dos, artículo 174, que “la pena por intoxicación etílica es de cien latigazos tanto para hombres como para mujeres”. Pero la cosa no queda ahí, ya que para los multirreincidentes se prevee, en el artículo 179, que “si una persona consume una bebida alcohólica varias veces y ha recibido condena tras cada consumo, en la tercera ocasión él/ella será ejecutado”. Ni más ni menos que sentenciados a muerte por consumir alcohol. Amnistía Internacional lo denunció hace unos días, quién calcula que en 2011 se llevaron a cabo cerca de 600 ejecuciones en dicho país. Cualquier parecido con los derechos humanos es pura coincidencia. 

 

Fuente de la imágen: Steve Rhodes via photo pin cc

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *